El rodio en los anillos de compromiso de oro blanco

Rodio anillos de compromiso

Los anillos de compromiso pueden ser fabricados en varios materiales, aunque los mas habituales son el platino y el oro en sus diferentes tonalidades, teniendo como denominador común los diamantes. Hoy hablamos sobre el rodio en los anillos de compromiso.

Los anillos de compromiso, como todas las joyas en oro blanco necesitan para su acabado, y para que el lustre final sea brillante y blanquezino, ser rodiados, es decir, tener un baño del producto químico rodio.

El oro blanco de 1 ley cuando el anillo de compromiso es sacado de la fundición, tiene un tono acerado incluso un poco opaco y amarillento, debido principalmente a que ¾ partes de su composición es oro puro de 24 quilates, que tiene un intenso y característico color amarillento.

Por tanto, para obtener nuestro anillo de compromiso, la estética habitual que vemos en las joyerías de las joyas de oro blanco, con un brillo y un tono blanco debemos someterlas tras el engastado a un proceso de rodiado.

Este proceso se puede realizar de dos formas, siempre con una limpieza previa de la joya, desengrasándola para que absorba el rodio, mediante un lápiz de rodio, técnica pobre que no usa Navas joyeros, ya que la imprimación de rodio es muy superficial.La otra opción y mas costosa pero efectiva es la inmersión en las cubetas de rodio, siendo esta la más usada por su duración.

El anillo de compromiso engastado y limpio, es sumergido en diferentes cubetas de la maquina de rodio para su imprimación, en ellas el rodio es diluido en agua destilada, para evitar que dañe la pieza. Se introduce por la porosidad del metal para darle el lustre blanquezino buscado.

Navas joyeros usa esta técnica sumergiendo las piezas durante mas tiempo de lo habitual, para que al final del proceso obtengamos una imprimación de rodio en el anillo de compromiso mas duradera.

El rodio en ocasiones nos puede producir ciertos efectos secundarios como el aparecer de manchas en nuestro anillo de compromiso negruzcas o amarillentas, pasado un breve periodo de tiempo desde su rodiado. Esto es debido a que en el proceso de rodiado, este producto se introduce en las porosidades atacando al oro y poniendo en evidencia las cenizas o residuos de la fundición, o el metal puro, es decir el oro puro no mezclado que se encuentra en su interior.

La solución es sencilla, hay que repetir el proceso de rodiado obteniendo al final el acabado deseado y propio de la firma Navas joyeros en la elaboración de sus anillos de compromiso.

Pero además, nuestra joyería online, con cada anillo de compromiso da un servicio postventa consistente en regalar el mantenimiento de la pieza transcurridos los años, cuando percibamos que la intensidad del rodio o el lustre de nuestro anillo se ha visto perjudicado por el uso de la joya.

Anuncios